Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Borrar primer <li> de los stages

CSS Desktop-Mobile

Compártelo
X
Latest Science News
Practica

Lactancia materna: preguntas y respuestas

Lactancia materna según experta, ilustración Lactancia materna según experta, ilustración

¿Tienes dudas acerca de la lactancia materna o sobre cuestiones relacionadas con dar el pecho? Descubre todas las respuestas de la mano de una experta.

P: Mi bebé de nueve meses me muerde el pezón porque ya tiene un par de dientes y dentro de nada le saldrán más. Ya lo ha hecho varias veces mientras le daba de mamar. ¿Qué hago?
R: Si tu bebé te muerde el pezón, retíralo del pecho metiéndole un dedo limpio en la boca para romper el vacío. Dile "no" con voz firme, pero sin gritarle para que no se asuste. Al igual que cuando empezaste a dar el pecho, tienes que conseguir que el bebé se enganche bien. Espera a que abra bien la boca antes de ponértelo al pecho. Puedes abrir tú también la boca para que te imite. Si el bebé vuelve a morder el pezón, para de darle el pecho y apártalo durante un minuto. Haz una pausa, dale un juguete especial para la dentición o un vaso de agua y vuelve a intentarlo.

P: Cuando me siento a darle de mamar, se interesa por todo lo que le rodea pero parece que no quiere pecho. Sin duda veo que tiene hambre, pero luego se distrae. ¿Puede ser que quiera destetarse ya? ¡Necesito ayuda!
R: Distraerse durante una toma a su edad es normal. No significa que no tengas suficiente leche o que quiera destetarse. Es más probable que el bebé sea ahora más consciente de los sonidos y todo aquello que lo rodea. Ayuda a tu bebé a centrarse en mamar reduciendo las posibles distracciones. Llévalo a un cuarto tranquilo, baja la intensidad de la luz o cubríos con una manta de lactancia (si a tu bebé le gusta). ¿Le vas a dar de mamar en una cafetería o un lugar público? Intenta apartarte un poco de la gente y busca un sitio tranquilo. Si tu bebé ha tenido un día movido y se ha distraído durante las tomas, tal vez quiera comer más por la noche.

P: Mi bebé ha estado muy resfriado hace poco y parece que ha perdido todo el interés en mamar. ¿Debo preocuparme?
R: Si tiene alguna infección o enfermedad, puede que le cueste mamar. Los resfriados, la congestión nasal, las infecciones de oído, las aftas y las calenturas pueden interferir con la lactancia materna pero no suelen durar mucho. Pide cita con el pediatra si está enfermo y no le des ningún medicamento o remedio casero que no te haya recetado.

P: Llevo meses dando el pecho sin problema, pero de repente mi bebé no quiere pecho y se niega a abrir la boca cuando le toca comer. No está resfriado ni enfermo. Estoy muy perdida. ¿Será una señal de que está listo para dejar de mamar?
R: Algunos bebés de repente rechazan el pecho, incluso después de llevar meses comiendo sin problema.
Aunque creas que puede ser una señal de que está listo para el destete, lo más probable es que esté pasando por una especie de "huelga de lactancia materna" temporal. Esto puede pasar por muchas razones. Cuando hayas averiguado por qué no quiere el pecho, seguro que consigues resolver el problema y volver a la normalidad. La dentición suele ser una razón habitual de la pérdida de interés por mamar, ya que puede sentirse muy incómodo. Prueba a darle un juguete frío antes de mamar para que le alivie el dolor de encías. Si tu rutina ha cambiado y has estado separada de tu bebé, puede que tenga cierta ansiedad por separación. Aprovecha para hacerle mimos y reconectar antes de ofrecerle el pecho. Con las caricias piel con piel sentirá el calor de tu cuerpo y se tranquilizará con tu olor y los latidos de tu corazón. Puede que estuviera nervioso la última vez que te mordió y reaccionaste bruscamente. Pasa un tiempo haciéndole mimos para restablecer vuestro vínculo especial. Durante una “huelga de lactancia” es importante comprobar que sigue mojando los pañales, por si se deshidrata. Consulta a tu pediatra si te preocupa la situación y, especialmente, si tu bebé moja los pañales menos de lo normal.

P: Ahora que mi bebé tiene 8-10 meses, hace tres comidas principales y dos ligeras (almuerzo y merienda) al día ¿Sigue necesitando la leche materna? ¿Es recomendable darle el pecho?
R: Sí. Es bueno que el bebé esté tomando alimentos complementarios, porque la leche materna no satisfará todas sus necesidades nutritivas y energéticas por sí sola. Sin embargo, aunque esté comiendo variedad de alimentos, podrá seguir beneficiándose de tu leche. De hecho, casi la mitad de sus necesidades energéticas siguen viniendo de la leche materna entre los nueve y los once meses. Muchas autoridades sanitarias recomiendan la lactancia materna durante 12 meses o más. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda dar el pecho además de alimentos complementarios durante dos años, como mínimo. En cualquier caso, podrás seguir amamantándolo todo el tiempo que queráis los dos.

¿Ha sido útil este artículo?
  • Insuficiente
  • Suficiente
  • Normal
  • Bien
  • Muy bien
Ver referencias
Únete a nuestro club

Ser padres puede ser más sencillo con un solo clic. Encuentra recomendaciones y soluciones para tus dudas más frecuentes.

Búsqueda


¿Qué estás buscando?

Prueba nuestro buscador avanzado.
¡Siempre tendremos algo para ti!