Personalizar el contenido

Haz tu compra online aquí

Mi bebé en meses:
A partir de # meses

Inscríbete para guardar la edad de tu hijo(a).

 

Alimentación del bebé

A partir de los 4-6 meses, con la diversificación de su alimentación, el bebé puede descubrir nuevos sabores y texturas. ¿Cómo inculcarle buenos hábitos alimentarios? Nuestros dietistas responden a todas tus preguntas sobre el tema.


Últimas respuestas

¿Qué es la intolerancia al gluten?

pregunta  formulada por  Verónica , Madre de un bebé de  2   meses

Es la incapacidad momentánea del organismo del bebé para digerir bien una proteína (el gluten) presente en determinados cereales (trigo, centeno, cebada, etc.). Al tener un sistema digestivo todavía inmaduro, el bebé identifica esta proteína como un elemento agresor y se defiende (por ejemplo, con diarrea). Existe el riesgo de instaurar una auténtica alergia al agredir las paredes digestivas del bebé. De ahí que Nestlé ofrezca al bebé únicamente cereales «sin gluten» en la primera etapa. Más tarde, es conveniente ofrecerle cereales con gluten para estimular su capacidad digestiva, ¡dado que la misma presencia del alimento la desarrolla!

¿Qué son exactamente las fibras solubles indicadas en los potitos Naturnes?

pregunta  formulada por  Sara , Madre de un bebé de  8   meses

Estas fibras reciben el nombre de "solubles", porque provienen mayoritariamente de frutas y verduras. Las fibras son indispensables para el equilibrio del organismo y, además, contribuyen al tránsito y participan en el desarrollo de la flora intestinal del bebé.

¿Qué sitio ocupan los cereales en la alimentación del bebé?

pregunta  formulada por  María , Madre de un bebé de  12   meses

En los primeros intentos de diversificación alimentaria, el médico suele recomendar la introducción de los cereales para acostumbrar al bebé al descubrimiento de nuevos sabores de forma no traumática.

Más adelante, los cereales se aconsejan sobre todo para el desayuno, con el objetivo de ayudar al bebé a disfrutar de su larga mañana de descubrimientos sin sensación de hambre. Como en el caso del pan para los adultos, los cereales ocupan un lugar importante en la alimentación de nuestro pequeño por su alto aporte de glúcidos complejos (sin olvidar muchos otros nutrientes).

¿Qué podemos hacer si el bebé rechaza las verduras?

pregunta  formulada por  Paula , Madre de un bebé de  9   meses

Lo mejor es no insistir más de dos tres veces con la verdura durante una misma comida. Y volverlo a intentar en una o varias comidas, con la misma verdura si es necesario. Es muy posible que el bebé acabe por adorar las verduras que había rechazado una o dos veces seguidas, en solo cuestión de días. ¡Todo depende del momento! De todas formas, conviene saber que si al bebé le gusta la fruta, este alimento le aporta también las vitaminas y los minerales esenciales que necesita para un buen crecimiento.

* El Centro de Investigación de Nestlé ha demostrado que el 80% de los niños acaban por aceptar un ingrediente que en principio rechazaban a los siete u ocho intentos.

¿Qué es el equilibrio alimentario de un bebé?

pregunta  formulada por  Verónica , Madre de un bebé de  7   meses

Es darle los alimentos que mejor se adaptan a las necesidades específicas del bebé, tanto en calidad como en cantidad, en el momento adecuado. En un principio, se empieza por introducir alimentos que completen los aportes de la leche materna o infantil para más adelante sustituirla en parte, coincidiendo con una disminución progresiva de las cantidades hasta llegar a un aporte recomendado de 500 ml al día.
Cuando el bebé ha cumplido los 4 meses, se introducen los primeros cereales infantiles para completar la leche materna o infantil, seguidos por las frutas y las verduras. Posteriormente, a medida que se reduce la proporción de leche materna o infantil, se estructuran las comidas introduciendo de modo progresivo la carne o el pescado en torno a los 6 o 7 meses. Este esquema permite dar respuesta de forma precisa a las necesidades del bebé, ya que le aporta todos los nutrientes necesarios para su crecimiento y le ayuda a crear unos buenos hábitos alimentarios para el día de mañana.

‹‹1 / 5››
 
Imprimir
Compartir

Compartir

Compartir en Twitter

Compartir en Facebook

Compartir en Blogger

Enviar por correo electrónico